Cancelar búsqueda

Consejos para leer a los bebés: canciones y poemas

En este artículo
  • El poder de tu voz
  • ¿Cómo es eso de leer a un bebé?
  • ¿Qué leer a mi bebé?
  • Sugerencias para comenzar a recitar y cantar

El poder de tu voz

Por Fundación Entrelíneas para Viva Leer Copec.
La voz de la madre es el sonido preferido de todo recién nacido, porque la ha estado escuchando todo el tiempo mientras crece en el útero. Cuando el bebé nace, se enfrenta a un mundo extraño donde todo es nuevo. La voz de la madre es lo único que permanece igual en ese paso desde la vida intrauterina hacia la vida exterior, y es por esa razón que el recién nacido se aferra a ella.

Escuchar tu voz lleva calma y seguridad a tu hijo/a. Si durante el embarazo ha escuchado también al padre, a algún hermano/a, o a otras personas cercanas, disfrutará del sonido de varias voces conocidas. Entre esas voces se sentirá querido y escuchará las primeras palabras, que le ayudarán a pensar y a organizar su mundo.

¿Cómo es eso de leer a un bebé?

Cuando hablamos de leer a una guagua nos referimos a usar creativamente el lenguaje: jugar con las palabras; experimentar y saborear sus sonoridades y ritmos; asociar cada término con un objeto o situación. A través de todas esas acciones vamos presentando de a poco el mundo a nuestros hijos e hijas.

Usualmente, cuando mantenemos un diálogo con un pequeño/a, utilizamos frases simples, funcionales e incompletas, y nos basta con señalar los objetos en vez de nombrarlos: “¿Quieres esto?”, “¿Duele?”, “¡Upa, arriba!”, “Mira lo que te traje”.

En cambio, cuando recitas unas rimas simples, cantas una canción de cuna, muestras un libro de imágenes, o lees un cuento a tu bebé, incorporas un vocabulario más amplio, frases completas, y unas formas más poéticas y expresivas de comunicar el mensaje. El propósito es deleitarlo con tu voz, con palabras libres, con símbolos nuevos, con otras formas de pensar, como también transmitirle que lo disfrutas y que estás allí para él.

¿Qué leer a mi bebé?

Recuerda que cuando cantas, recitas o cuentas, le estás leyendo a tu bebé. Aunque es probable que no comprenda todas las palabras que le dices, lo más importante es el gozo y bienestar que le puedes transmitir y la variedad de expresiones y emociones que podrá vivenciar en un momento exclusivo que decidas dedicarle. (Para profundizar en este tema, te invitamos a revisar nuestro artículo: ¿Cuándo comenzar a leer a los bebés?)

Imágenes de los libros Mi burro enfermo y Juguemos en el bosque. Colección de Ed. Ekaré.

Aprovecha la libertad de elegir lo que a ti te gustaría escuchar, leer, cantar, jugar o recitar. Si no estás seguro(a) de haber elegido bien, recuerda estas sabias palabras del especialista en primera infancia, Evelio Cabrejo: “No pueden existir limitantes respecto al tipo de textos, porque lo importante es transmitir al bebé la música de la lengua”.

Sugerencias para comenzar a recitar y cantar                      

Como la idea es que tú también disfrutes de este momento de juego y lectura, una buena opción para armar tu repertorio es comenzar recordando las canciones y poemas que a ti te cantaban y recitaban en tu infancia. ¿Te acuerdas de Duerme negrito o de Caballito blanco? ¿Qué tal Un elefante se balanceaba o Las manitos? Si no los recuerdas bien, pide ayuda a tus padres, hermanos o abuelos. Ya verás como los recuerdos vendrán paulatinamente.

También puedes consultar el recuadro Canciones, juegos y rimas donde te sugerimos algunos títulos que son populares en nuestro país y que seguramente conocerás.

Si no fuera suficiente, puedes ir en busca de antologías de canciones de cuna a alguna biblioteca pública cercana, descargar alguna de la Biblioteca Pública Digital o buscar en Internet.

¡Y no tengas vergüenza de cantar! Al bebé no le importará si eres afinado/a o si recitas con gracia. Le importará la dulzura de tu voz, tu presencia, tu mirada.

Canciones, juegos y rimas

Arrurrú, mi niño
Bate, bate, chocolate
Caballito Blanco
Duerme negrito
Estaba la rana
Este dedito
Estrellita, dónde estás
Juguemos en el bosque
La mar estaba serena
La pájara pinta
La vaca lechera
Las manitos
Los pollitos dicen
Para dormir a un elefante
Pin Pon es un muñeco
Pito, pito, colorito
Un elefante se balanceaba

Otros enlaces

JUEGOS DE DEDOS:

LETRAS DE CANCIONES Y POEMAS LATINOAMERICANOS:

https://www.mamalisa.com/?t=sc&c=5

LIBRO DE POEMAS, CUENTOS Y CANCIONES PARA LEER A TU HIJO O HIJA: